No disponible
Reseña de NADA ES PARA SIEMPRE

 Nada es para siempre", cantan los jóvenes junto a Fito Páez, y es muy probable que ellos sepan más de lo que creen sobre lo que sus dos vertientes dicen. Ya habrán probado el sabor amargo de saberse mortales, de lo que concluye, lo que no pudo ser. Por la otra, también conocen la experiencia del desencuentro, de lo que no termina de cerrarse bien y aún más, el agujero en el alma, la ausencia que se hace eterna, ese dolor que nunca sacia. El desamparo. En el filo de esta fragilidad se encuentra la fuerza vital que nos permite hablar, vivir, amar y aprender. Transitar nuestras vidas¿ acaso no será posible  justamente por esa inermidad? Sobre eso trabajamos en nuestra clínica psicoanalítica. Sobre eso pensamos los docentes, junto con nuestros estudiantes y colegas, a quienes invitamos a compartir ideas y experiencias  (del prólogo de Tausk y Vásquez)


Comentarios de NADA ES PARA SIEMPRE
Nadie ha comentado aún.
Podés ser el primero en dejar tu comentario haciendo click aquí.